bebe prematuro

Cada persona es única y no todo vale para todos. Estas ideas son sólo una guía interactuar mejor con tu bebé prematuro y espero que favorezcan momentos de encuentro, en los que puedas observar y comprender sus respuestas, porque tú (mamá, papá, cuidadora,…) eres quién mejor le va a cuidar y a ofrecer exactamente lo que necesita. Empezamos:

  1. Regulación mejor que estimulación: Muchas veces se habla de estimulación, pero lo realmente importante en esta etapa (y yo diría que toda la vida) es poder participar y responder a las demandas del entorno, con respuestas adaptadas, es decir, activarnos cuando la actividad lo requiere y relajarnos en otros momentos, moviéndonos dentro de unos límites más o menos estables. Recordemos que los recién nacidos, pasan de un medio con unas condiciones de luz, temperatura, sonidos, etc., muy favorables, sin grandes cambios, a un mundo completamente variable, donde su cuerpo tiene que adaptarse y desarrollar complejas funciones, lo que supone todo un desafío.

 Algo muy sencillo que podemos hacer para favorecer su participación y su aprendizaje, es ofrecerle estímulos predecibles, repetitivos, suaves. Por ejemplo: Cuando vayas a coger a tu bebé prematuro en la cuna, podemos saludarle cariñosamente, con una voz suave, esperar a que se oriente hacia nuestra voz y hacer un gesto con las manos mientras que le preguntamos ¿Vienes con mamá?. Esto, día tras día, le ayudará a saber qué va a ocurrir y a estar tranquilo y confiado porque le van a coger en brazos.

Esto no quiere decir que todo tenga que ser siempre igual, la variedad de los estímulos es importante. Simplemente podemos centrarnos en hacer una cosa cada vez, para no abrumarle con demasiada información.

  • Ponerle de lado en el cambio de pañal. Vamos con una idea muy concreta y en línea con lo anterior. Cuando realizamos el cambio de pañal, lo más frecuente es que cojamos a nuestra pequeña por los tobillos para levantar las piernas y poder retirar el pañal sucio y poner el nuevo. ¡Tranquila! ¡Esto es perfectamente válido! Pero si quieres aprovechar este momento (que al principio es una de las actividades más frecuentes que vais a compartir, por lo que os va a dar mucho juego), puedes voltear suavemente hacia un lado y hacia el otro, liberando un lado cada vez , para desvestir y vestir. De esta forma, estás ofreciendo un movimiento que él mismo realizará más adelante y además ofreces un contacto continuo de su cuerpo con la superficie de apoyo (el cambiador) lo que le da seguridad y una mayor conciencia de su cuerpo.
  • Rodar en lugar de elevar: Seguro que la pediatra te dice desde las primeras visitas: “Ponle boca abajo en los ratitos en los que esté despierto y llama su atención para que levante la cabeza.” ¿Y cómo le ponemos boca abajo? Algo muy sencillo, pero que a veces se nos pasa por alto, es justo lo que veíamos en la sugerencia anterior. Si partimos desde el cambio de pañal (boca arriba) podemos guiarle suavemente para rodar hacia un lado en vez de levantarle y colocarle directamente sobre su abdomen. Nuevamente, estaremos ofreciendo una mayor información sensorial sobre su cuerpo y guiando un movimiento que todavía no puede hacer solo o sola, pero que más adelante dominará.
  • Vigilar su cuello y su cabeza: Lo que voy a decir parece muy obvio, pero generalmente me encuentro con que sólo se hace cuando ya hay un problema. Prevenir es mucho mejor y más sencillo. Sólo tenemos que prestar atención a que miré hacia los dos lados y que descanse unas veces con la cabeza girada hacia la derecha y otras hacia la izquierda. De esta forma evitaremos tortícolis y otros problemas musculares . Además, favoreceremos un correcto desarrollo visual y de la prensión. Por otro lado, su cabeza es muy blandita, por lo que si siempre está apoyado sobre el mismo punto, lo más probable es que dicha zona se vea afectada. Para evitar el aplanamiento de la cabeza por detrás (plagiocefalia) o que se alargue (escafocefalia, muy frecuente en prematuros ) también es de gran ayuda que haya variabilidad en las posturas: que además de ponerle boca arriba, haya momentos boca abajo, como hemos mencionado, también de lado, cogerle mucho en brazos y portearle,…
  • Posturas en flexión: Esto es primordial para los prematuros, ya que se han perdido las últimas semanas en el útero, donde están más apretaditos y en esa postura tan característica, que ayuda también a fortalecer los músculos. Cuando nacen, los niños a término mantienen ese tono flexor, pero en los prematuros vemos cómo la postura es más abierta y sus extremidades están más separadas del cuerpo. Para ayudarles a continuar con su desarrollo, podemos tener esto en cuenta a la hora de cogerles en brazos, buscando siempre estas posturas en las que las manos van hacia el medio y se tocan, ayudando también que la cabeza se centre y pueda fijar mejor la mirada. La cadera también aparece flexionada y tiene una postura de “huevito”. Otro momento importante es cuando están mamando. Si das el pecho, observarás que tu bebé tiende a echar la cabeza hacia atrás para tragar, pero si además arquea todo el cuerpo, puedes ayudarle a romper ese patrón extensor recogiendo un poco sus piernas, flexionando la cadera. De esta forma le ayudarás a disociar los movimientos y que no vaya “en bloque”.

Si te interesa o quieres saber desde el punto de vista de una terapeuta ocupacional infantil, no dudes en escribirle. Y si estás pensando en comprar algún juguete, echa un ojo a este post con algunas recomendaciones de juguetes para niños de 0 a 3 años.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Antes de enviar, échale un ojo a la información básica sobre protección de datos AQUÍ

Responsable: Proyecto Cactus. Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: gestionar la solicitud que realizas en este formulario de contacto. Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en hablamos@proyectocactus.es así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Información adicional: En Política de privacidad de proyectocactus.es, encontrarás información adicional sobre la recopilación y el uso de su información personal, incluida información sobre acceso, conservación, rectificación, eliminación, seguridad, y otros temas.